Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Tienes activado un bloqueador de publicidad

Intentamos presentarte publicidad respetuosa con el lector, que además ayuda a mantener este medio de comunicación y ofrecerte información de calidad.

Por eso te pedimos que nos apoyes y desactives el bloqueador de anuncios. Gracias.

Continuar...

Martes, 15 julio 2014
Medicina

Dos proteínas, responsables del asma alérgico por ingestión de fruta

Un grupo de investigación del Centro de Biotecnología y Genómica de Plantas (CBGP) de la Universidad Politécnica de Madrid (UPM), en España, ha llevado a cabo un estudio en el que se realizaron ensayos de infección de kiwis comerciales con esporas de Alternaria alternata, un hongo patógeno implicado en el asma crónica infantil, para analizar su comportamiento en esta fruta.

 

En los kiwis infectados se detectó la presencia del alérgeno principal del hongo aunque no se llegaron a observar síntomas de podredumbre. Esto podría provocar la ingesta involuntaria del hongo presente en la fruta dando lugar a crisis asmáticas en personas alérgicas a Alternaria.

 

Alternaria alternata es un hongo que infecta tanto a las frutas y verduras en los campos de cultivos como a las que ya han sido recolectadas y se encuentran en los establecimientos de venta al público. En sus esporas se localiza una proteína denominada Alt a 1, relacionada con la virulencia, que se ha descrito como alérgeno principal de este hongo. Esta proteína, según se ha comprobado, es una de las principales causas de asma infantil en EE UU.

 

Cuando un patógeno infecta una planta se activa la respuesta de defensa de esta, produciendo un incremento en la cantidad de ciertas proteínas relacionadas con la defensa (colectivamente conocidas como proteínas PR-5). A su vez, en los hongos se produce un aumento en la producción de proteínas implicadas en ataque o virulencia. Sin embargo, en algunos frutos como en el caso del kiwi no se observan síntomas de podredumbre por infección con el hongo Alternaria alternata, lo que puede producir la ingestión involuntaria del hongo junto con el fruto.

 

En este trabajo se realizaron ensayos infectando kiwis comerciales con esporas de Alternaria alternata y se estudió la presencia de Alt a 1, proteína de virulencia del hongo, y su implicación en la activación de las proteínas de defensa PR-5 del kiwi. Catorce días después de la infección, los kiwis mostraban un aspecto normal, sin desarrollo aparente del hongo, pero mediante ensayos realizados en laboratorio (microscopía con tinción específica de la proteína del hongo y de la del kiwi) se detectó la presencia de Alt a 1 en la pulpa.

 

[Img #21039]

 

Modelado computaciónal de Alt a 1 con la proteína de defensa del kiwi mostrando la posible zona de interacción (color según potencial electrostático en la superficie de las proteínas). (Foto: UPM)

 

Es más, se observó que esta proteína fúngica se situaba en las mismas zonas que la proteína de defensa del kiwi. Utilizando técnicas de modelado computacional, se pudo identificar en Alt a 1 una región en su superficie susceptible de interaccionar con la proteína de defensa. En esa interacción, Alt a 1 se une a una región de la proteína PR-5 del kiwi produciendo una notable disminución de su actividad de defensa. Estos resultados revelan que se trata de un inhibidor de la familia de proteínas de defensa PR-5, particularmente importantes en procesos de infección por hongos.

 

En este estudio no se observó desarrollo del hongo en los kiwis pero se detectó la presencia de su alérgeno principal mediante tinción específica. Desde el punto de vista de la salud humana, la presencia de Alt a 1 en kiwis aparentemente sanos es muy relevante puesto que Alternaria ha sido descrito como una de las principales causas de asma crónica infantil. Así, los resultados sugieren que pacientes alérgicos a Alternaria pueden experimentar una crisis alérgica después de la ingestión de kiwis infectados. (Fuente: Universidad Politécnica de Madrid)

Quizá también puedan interesarle estos enlaces...

Copyright © 1996-2017 Amazings® / NCYT® | (Noticiasdelaciencia.com / Amazings.com). Todos los derechos reservados.
Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Todos los textos y gráficos son propiedad de sus autores. Prohibida la reproducción total o parcial por cualquier medio sin consentimiento previo por escrito.
Excepto cuando se indique lo contrario, la traducción, la adaptación y la elaboración de texto adicional de este artículo han sido realizadas por el equipo de Amazings® / NCYT®.

Amazings® / NCYT® • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados - Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Powered by FolioePress