Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Tienes activado un bloqueador de publicidad

Intentamos presentarte publicidad respetuosa con el lector, que además ayuda a mantener este medio de comunicación y ofrecerte información de calidad.

Por eso te pedimos que nos apoyes y desactives el bloqueador de anuncios. Gracias.

Continuar...

Miércoles, 8 octubre 2014
Microbiología

ADN líquido, el arma secreta de algunos virus

Algunos virus son capaces de convertir su ADN de una forma sólida a una líquida o fluida, y esta inesperada capacidad, observada en dos estudios recientes, puede explicar cómo consiguen echar ADN al interior de las células de sus víctimas.

 

Ambas investigaciones desvelan lo mismo, aunque para virus diferentes. Estos científicos, de la Universidad de Lund en Suecia, el Laboratorio Nacional estadounidense de Argonne, la Universidad Carnegie Mellon en Estados Unidos, y la Universidad de Pittsburgh en el mismo país, entre otras instituciones, han constatado que esos virus pueden convertir su ADN a una forma líquida en el momento de la infección. Gracias a la conversión, el virus puede transferir más fácilmente su ADN al interior de las células de su víctima, que de este modo resulta infectada.

 

Los virus estudiados por el equipo de Alex Evilevitch, de la Universidad de Lund, son los del Herpes, que infectan a seres humanos, y ciertos bacteriófagos, es decir, virus que infectan a bacterias, en este caso bacterias E. coli en el tracto gastrointestinal humano.

 

El descubrimiento causó una honda sorpresa en los investigadores, según confiesa Evilevitch. Nunca antes se había documentado este llamativo fenómeno de una transición de fase desde una forma sólida a otra fluida en el ADN de un virus.

 

[Img #22739]

 

La transición de fase para los dos tipos de virus estudiados depende de la temperatura y tiene lugar en los 37 grados centígrados, lo que refleja que es una adaptación directa a la temperatura corporal humana.

 

Los autores del descubrimiento esperan que este conduzca al desarrollo de un nuevo tipo de fármacos que desbaraten esa transición de fase para el ADN de dichos virus, lo cual podría reducir de manera significativa su capacidad de infección y limitar la propagación vírica.

 

Información adicional

 

Información adicional

Noticias relacionadas

Copyright © 1996-2017 Amazings® / NCYT® | (Noticiasdelaciencia.com / Amazings.com). Todos los derechos reservados.
Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Todos los textos y gráficos son propiedad de sus autores. Prohibida la reproducción total o parcial por cualquier medio sin consentimiento previo por escrito.
Excepto cuando se indique lo contrario, la traducción, la adaptación y la elaboración de texto adicional de este artículo han sido realizadas por el equipo de Amazings® / NCYT®.

Amazings® / NCYT® • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados - Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Powered by FolioePress