Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Tienes activado un bloqueador de publicidad

Intentamos presentarte publicidad respetuosa con el lector, que además ayuda a mantener este medio de comunicación y ofrecerte información de calidad.

Por eso te pedimos que nos apoyes y desactives el bloqueador de anuncios. Gracias.

Continuar...

Viernes, 12 junio 2015
Biotecnología

Creación del primer órgano sintético inmunitario con anticuerpos controlables

Se ha conseguido crear, mediante ingeniería genética, un órgano sintético inmunitario funcional, que produce anticuerpos y que puede ser controlado en el laboratorio, completamente separado de un organismo vivo. El órgano así creado ofrece múltiples posibilidades con repercusiones en muchos campos médicos, desde la producción rápida de terapias inmunitarias hasta las nuevas fronteras en la investigación de enfermedades infecciosas o del cáncer.

 

Este organoide inmunitario, el primero de su clase, fue creado en el laboratorio de Ankur Singh, en la Universidad Cornell en Ithaca, Nueva York, Estados Unidos.

 

El órgano sintético está inspirado biológicamente por órganos inmunitarios secundarios, como los nódulos linfáticos o el bazo. Está hecho de biomateriales gelatinosos, reforzados con nanopartículas y sembrados con células, y reproduce el microentorno anatómico del tejido linfoide. Como un órgano real, el organoide convierte las células B (que producen anticuerpos que responden a los invasores infecciosos) en centros germinales, que son agrupaciones de células B que activan, maduran y mutan sus genes de anticuerpos cuando el cuerpo es atacado. Los centros germinales son una señal de infección y no están presentes en órganos inmunitarios sanos.

 

[Img #28426]

 

La imagen de la izquierda es un bazo inmunizado de ratón con células B activadas (en marrón) que producen anticuerpos. Arriba a la derecha: órganos inmunitarios sintéticos porosos que permiten la rápida proliferación y activación de células B en células productoras de anticuerpos. Abajo a la derecha: se aprecia la viabilidad primaria y la distribución de las células B 24 horas después del procedimiento de encapsulado. (Fotos: Singh Lab)

 

Singh y sus colaboradores han demostrado cómo pueden controlar esta respuesta inmunitaria en el órgano y ajustar lo rápido que proliferan, se activan y cambian sus tipos de anticuerpo las células B. Su órgano tridimensional supera a cultivos bidimensionales (de una sola capa celular) existentes y puede producir células B activadas hasta 100 veces más rápido.

 

Información adicional

Quizá también puedan interesarle estos enlaces...

Copyright © 1996-2017 Amazings® / NCYT® | (Noticiasdelaciencia.com / Amazings.com). Todos los derechos reservados.
Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Todos los textos y gráficos son propiedad de sus autores. Prohibida la reproducción total o parcial por cualquier medio sin consentimiento previo por escrito.
Excepto cuando se indique lo contrario, la traducción, la adaptación y la elaboración de texto adicional de este artículo han sido realizadas por el equipo de Amazings® / NCYT®.

Amazings® / NCYT® • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados - Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Powered by FolioePress