Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Tienes activado un bloqueador de publicidad

Intentamos presentarte publicidad respetuosa con el lector, que además ayuda a mantener este medio de comunicación y ofrecerte información de calidad.

Por eso te pedimos que nos apoyes y desactives el bloqueador de anuncios. Gracias.

Continuar...

Viernes, 21 agosto 2015
Zoología

Llamativa evolución anatómica genital en hembras de pez para evitar apareamientos indeseados

Una investigación revela que, en un ejemplo de “carrera armamentística” coevolutiva entre peces machos y hembras, el pez mosquito hembra ha desarrollado unas aberturas genitales con forma y tamaño diferentes en respuesta a la presencia de depredadores, y para bloquear, lo cual es un hallazgo sorprendente, los intentos de apareamiento por parte de machos de especies, subespecies o poblaciones distintas.

 

Las aberturas genitales son mucho más pequeñas en las hembras que viven con una amenaza severa de los depredadores, y más grandes y más ovaladas en aquellas que viven sin ella.

 

En estudios previos, el equipo de Brian Langerhans, profesor en la Universidad Estatal de Carolina del Norte en Estados Unidos, mostró que la hembra del pez mosquito tiene genitales más alargados cuando vive entre depredadores. Cuando estos están al acecho en las proximidades, el pez macho debe intentar copular de manera más frecuente (y con más prisa) con las hembras. Evolutivamente, los que lo consiguen tienen más oportunidades de dejar descendencia, mientras que quienes no aceleran su actividad tienden a perecer sin dejar descendencia y por tanto nadie que herede sus mismos rasgos. Así que, a raíz de lo descubierto en el nuevo estudio, parece que las hembras han desarrollado a su vez una forma de dificultar la cópula a los machos no deseados.

 

[Img #30098]

 

El último estudio también muestra que las hembras han desarrollado genitales con formas distintas para disuadir de intentar una cópula a los machos de especies, subespecies o poblaciones diferentes. Esta teoría de, por así decirlo, “llave y cerradura”, sugiere que las hembras pueden elegir mejor a qué clase de machos facilitarles la cópula si moldean sus genitales para ponérselo más fácil a unos y más difícil a los otros, y promover así la cópula con aquellos de su propia especie, subespecie o población. Las hembras, en definitiva, desarrollan la “cerradura” que mejor se adapte a la “llave” del macho favorecido, a fin de evitar engendrar híbridos, que a menudo padecen problemas de salud, incluyendo esterilidad.

 

Información adicional

Quizá también puedan interesarle estos enlaces...

Copyright © 1996-2017 Amazings® / NCYT® | (Noticiasdelaciencia.com / Amazings.com). Todos los derechos reservados.
Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Todos los textos y gráficos son propiedad de sus autores. Prohibida la reproducción total o parcial por cualquier medio sin consentimiento previo por escrito.
Excepto cuando se indique lo contrario, la traducción, la adaptación y la elaboración de texto adicional de este artículo han sido realizadas por el equipo de Amazings® / NCYT®.

Amazings® / NCYT® • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados - Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Powered by FolioePress