Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Tienes activado un bloqueador de publicidad

Intentamos presentarte publicidad respetuosa con el lector, que además ayuda a mantener este medio de comunicación y ofrecerte información de calidad.

Por eso te pedimos que nos apoyes y desactives el bloqueador de anuncios. Gracias.

Continuar...

Lunes, 25 enero 2016
Tecnología Médica

Sensores inalámbricos intracorporales que se disuelven de modo inocuo al acabar su trabajo

Un equipo de neurocirujanos e ingenieros ha desarrollado sensores cerebrales inalámbricos que monitorizan la presión y la temperatura intracraneales y que después son absorbidos por el cuerpo, evitando la necesidad de otra operación de cirugía para retirarlos.

 

Los nuevos sensores están hechos principalmente de PLGA (ácido poli(láctico-co-glicólico)) y silicona, y pueden transmitir lecturas precisas de presión y temperatura, así como otra información.

 

Tales implantes podrían potencialmente ser utilizados para monitorizar pacientes con heridas cerebrales traumáticas, pero los investigadores creen que pueden construir sensores absorbibles similares para vigilar la actividad en tejidos y órganos de todo el cuerpo.

 

El avance es fruto de la labor del equipo del neurocirujano Rory K. J. Murphy, de la Universidad Washington en San Luis de Misuri, y John A. Rogers, especialista en ciencia de los materiales e ingeniería en la Universidad de Illinois en Urbana-Champaign, ambas instituciones en Estados Unidos.

 

[Img #33397]

 

Los sensores cerebrales inalámbricos desarrollados por el equipo de Murphy y Rogers son más pequeños que la punta de un lápiz y pueden monitorizar la presión y la temperatura intracraneales antes de ser absorbidos por el cuerpo, evitando una operación posterior para retirarlos. (Foto: Escuela de Medicina de la Universidad Washington)

 

Los dispositivos electrónicos y sus aplicaciones biomédicas están avanzando rápidamente. Pero cuando los implantes son colocados en el cuerpo, a menudo desencadenan una respuesta inmunitaria, lo cual ha sido un obstáculo importante porque puede resultar muy problemático para los pacientes. El beneficio de estos nuevos dispositivos es que se disuelven con el paso del tiempo, así que no tendremos algo dentro del cuerpo durante un largo periodo, incrementando el riesgo de infección, inflamación crónica e incluso erosión a través de la piel o el órgano en el que se haya colocado. Además, usando dispositivos reabsorbibles se evita la necesidad de una operación para sacarlos, lo que disminuye aún más el riesgo de infección y de complicaciones adicionales.

 

Información adicional

Quizá también puedan interesarle estos enlaces...

Copyright © 1996-2017 Amazings® / NCYT® | (Noticiasdelaciencia.com / Amazings.com). Todos los derechos reservados.
Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Todos los textos y gráficos son propiedad de sus autores. Prohibida la reproducción total o parcial por cualquier medio sin consentimiento previo por escrito.
Excepto cuando se indique lo contrario, la traducción, la adaptación y la elaboración de texto adicional de este artículo han sido realizadas por el equipo de Amazings® / NCYT®.

Amazings® / NCYT® • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados - Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Powered by FolioePress