Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Tienes activado un bloqueador de publicidad

Intentamos presentarte publicidad respetuosa con el lector, que además ayuda a mantener este medio de comunicación y ofrecerte información de calidad.

Por eso te pedimos que nos apoyes y desactives el bloqueador de anuncios. Gracias.

Continuar...

Lunes, 21 noviembre 2016
Paleontología

Analizando una mazorca de maíz de más de 5.000 años

Unos investigadores han secuenciado el genoma de una mazorca de maíz (elote o choclo) de hace 5.310 años.

 

Hace alrededor de 9.000 años, en el actual México, la gente empezó a recoger y consumir teosinte, una planta silvestre. Con el transcurso de varios miles de años, la selección impulsada por los humanos ocasionó cambios físicos importantes en este vegetal, convirtiendo una planta poco productiva en el maíz moderno. El maíz, tal como lo conocemos hoy, tiene un aspecto tan diferente de su antepasado silvestre que hace un par de décadas los científicos todavía no habían alcanzado el consenso en relación con su verdadero ancestro.

 

Para entender mejor la historia de la domesticación de uno de los cultivos más habituales del mundo, el equipo de Nathan Wales y Jazmín Ramos-Madrigal, del Museo de Historia Natural de Dinamarca, secuenció el genoma de una mazorca de maíz de 5.310 años de antigüedad procedente del centro de México. La mazorca fue extraída de una cueva en el valle de Tehuacán, en la década de 1960, durante una gran expedición arqueológica liderada por Richard MacNeish.

 

Afortunadamente, el Museo Robert S. Peabody de Andover, Massachusetts, Estados Unidos, cuidó de forma excelente durante décadas del antiguo espécimen de maíz, uno de los cinco más viejos conocidos en el mundo. Wales señala que esta mazorca en particular y el ADN en su interior se han conservado inusualmente bien.

 

[Img #39982]

 

La fotografía muestra la mazorca de maíz de hace 5.310 años. (Foto: Bruce Smith)

 

El equipo de Wales y Ramos-Madrigal ha descubierto que el maíz que se cultivaba en el centro de México unos 5.300 años atrás era genéticamente más similar al maíz moderno que a su antepasado silvestre. Por ejemplo, el maíz antiguo ya llevaba variantes genéticas responsables de hacer granos blandos, un rasgo habitual en el maíz moderno.

 

Lo recién descubierto ofrece una instantánea muy informativa de aquel punto de la historia evolutiva del maíz, y ayuda a reconstruir con mayor detalle su evolución a lo largo de 10.000 años, así como su domesticación. Además de aclarar cómo proporcionó el maíz un cimiento dietético para civilizaciones antiguas como la maya, los estudios como este pueden también ayudar a entender y mejorar líneas comercialmente importantes de maíz moderno.

 

Información adicional

Quizá también puedan interesarle estos enlaces...

Copyright © 1996-2017 Amazings® / NCYT® | (Noticiasdelaciencia.com / Amazings.com). Todos los derechos reservados.
Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Todos los textos y gráficos son propiedad de sus autores. Prohibida la reproducción total o parcial por cualquier medio sin consentimiento previo por escrito.
Excepto cuando se indique lo contrario, la traducción, la adaptación y la elaboración de texto adicional de este artículo han sido realizadas por el equipo de Amazings® / NCYT®.

Amazings® / NCYT® • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados - Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Powered by FolioePress