Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Tienes activado un bloqueador de publicidad

Intentamos presentarte publicidad respetuosa con el lector, que además ayuda a mantener este medio de comunicación y ofrecerte información de calidad.

Por eso te pedimos que nos apoyes y desactives el bloqueador de anuncios. Gracias.

Continuar...

Viernes, 23 septiembre 2011
Bioquímica

Avance decisivo en polímeros capaces de emular la complejidad estructural de tejidos vivos

Unas diminutas partículas hechas de polímeros se muestran muy prometedoras para la aplicación selectiva de fármacos y como soportes estructurales para crear tejidos artificiales.

Sin embargo, los métodos actuales de producción de tales micropartículas permiten obtener sólo una gama limitada de formas, y únicamente a partir de ciertos materiales, lo cual restringe su utilidad.

En lo que constituye un avance que podría ampliar significativamente las posibles aplicaciones de estas partículas, el equipo de Halil Tekin, Ali Khademhosseini y Robert Langer, del MIT, ha desarrollado un modo de crear micropartículas de casi cualquier forma, usando un micromolde que cambia de forma en respuesta a la temperatura.

La técnica también permite depositar con precisión fármacos en diferentes compartimentos de las partículas, haciendo que sea más fácil controlar el momento de liberación del medicamento, u organizar en capas diferentes las células para así crear un tejido que imite fielmente la estructura de los tejidos naturales.

La nueva técnica también permite que los investigadores puedan crear micropartículas a partir de una gama mucho más variada de materiales.

Los investigadores esperan que, con el paso del tiempo, puedan usar esta técnica para forjar tejidos extensos, e incluso órganos completos.

[Img #4405]
Esos tejidos podrían ser usados en los laboratorios para poner a prueba algunos medicamentos nuevos.

Si se puede crear tejidos 3-D que sean del todo funcionales en al menos ciertos aspectos, y que verdaderamente imiten al tejido natural en tales parámetros, estos tejidos de laboratorio experimentarán ante ciertos fármacos las mismas reacciones que experimentarían los tejidos equivalentes en personas vivas. Poder poner a prueba de esta manera a esos medicamentos podría acelerar el proceso de descubrir y validar nuevos fármacos.


Copyright © 1996-2017 Amazings® / NCYT® | (Noticiasdelaciencia.com / Amazings.com). Todos los derechos reservados.
Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Todos los textos y gráficos son propiedad de sus autores. Prohibida la reproducción total o parcial por cualquier medio sin consentimiento previo por escrito.
Excepto cuando se indique lo contrario, la traducción, la adaptación y la elaboración de texto adicional de este artículo han sido realizadas por el equipo de Amazings® / NCYT®.

Amazings® / NCYT® • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados - Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Powered by FolioePress