Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Tienes activado un bloqueador de publicidad

Intentamos presentarte publicidad respetuosa con el lector, que además ayuda a mantener este medio de comunicación y ofrecerte información de calidad.

Por eso te pedimos que nos apoyes y desactives el bloqueador de anuncios. Gracias.

Continuar...

Martes, 11 abril 2017
Salud

Exposición de niños a la nicotina a través de sus manos en hogares de fumadores

Los niños pueden acumular niveles notables de nicotina en sus manos simplemente por entrar en contacto con objetos o superficies contaminadas con residuos del humo del tabaco, incluso cuando nadie esté fumando cerca de ellos en ese momento.

 

Este es el hallazgo principal de un estudio llevado a cabo por el equipo de la Dra. Melinda Mahabee-Gittens, del Centro Médico del Hospital Pediátrico de Cincinnati en Estados Unidos.

 

En el estudio se examinó a 25 niños y va a ser seguido por un análisis aún mayor sobre los datos de exposición recogidos de más de 700 niños adicionales.

 

Los padres podrían pensar que no fumar junto a sus hijos es suficiente, pero esto no es así. “Lo averiguado enfatiza que la única forma segura de proteger a los niños de la exposición al humo es dejar de fumar y prohibir la práctica en el hogar”, sostiene la Dra. Mahabee-Gittens.

 

Estudios anteriores han mostrado que algunos de los residuos dejados en el ambiente por el humo del cigarrillo tienden a persistir en él, adhiriéndose a partículas de polvo, en paredes y demás superficies del hogar, en la ropa que llevan los fumadores y en diferentes objetos cotidianos presentes en la vivienda, incluyendo juguetes.

 

[Img #43019]

 

La Dra. Melinda Mahabee-Gittens. (Foto: Cincinnati Children’s Hospital Medical Center)

 

Dado que los niños tienden a tocarlo todo, sus manos se contaminan con estos residuos. Al llevárselas a boca, algo que también es frecuente en la infancia, estos residuos pueden pasar al interior de su cuerpo.

 

El equipo de la Dra. Mahabee-Gittens ha comprobado que la presencia de una cantidad significativa de nicotina en las manos de los niños examinados estaba asociada con niveles igualmente significativos en su saliva de cotinina, un peligroso metabolito del tabaco.

 

La exposición a estas sustancias contaminantes ocasiona numerosos problemas de salud en bebés y niños. Entre ellos se hallan infecciones respiratorias y del oído, ataques de asma más frecuentes y graves, y otros trastornos.

 

Información adicional

Quizá también puedan interesarle estos enlaces...

Copyright © 1996-2017 Amazings® / NCYT® | (Noticiasdelaciencia.com / Amazings.com). Todos los derechos reservados.
Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Todos los textos y gráficos son propiedad de sus autores. Prohibida la reproducción total o parcial por cualquier medio sin consentimiento previo por escrito.
Excepto cuando se indique lo contrario, la traducción, la adaptación y la elaboración de texto adicional de este artículo han sido realizadas por el equipo de Amazings® / NCYT®.

Amazings® / NCYT® • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados - Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Powered by FolioePress