Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Tienes activado un bloqueador de publicidad

Intentamos presentarte publicidad respetuosa con el lector, que además ayuda a mantener este medio de comunicación y ofrecerte información de calidad.

Por eso te pedimos que nos apoyes y desactives el bloqueador de anuncios. Gracias.

Continuar...

Viernes, 21 abril 2017
Medicina

El mayor tiempo entre tumor primario y metástasis hace más agresivo al cáncer

En cáncer de mama, las metástasis aparecen años o incluso décadas después del diagnóstico del tumor primario. Estas lesiones secundarias se originan a partir de células tumorales dispersadas que han pasado por un periodo de latencia. Es importante conocer qué cambios biológicos existen durante la formación de las metástasis a partir de estas células cancerígenas diseminadas para abordar de una forma más certera la enfermedad.

 

Ahora, un estudio publicado en Cancer Research remarca la importancia de caracterizar bien a nivel genético las metástasis en cáncer de mama. Los investigadores han descrito, por primera vez, que cuanto más tiempo transcurre desde que se origina el tumor hasta la aparición de metástasis, más agresivo se vuelve este tipo de cáncer.

 

También han demostrado que entre el tumor inicial y la metástasis puede cambiar el subtipo de tumor de mama hasta en un 40% de los casos. El trabajo lo ha coordinado Aleix Prat, jefe del Servicio de Oncología del Hospital Clínic del equipo IDIBAPS Genómica traslacional y terapias dirigidas en tumores sólidos y jefe del Grupo Genómica Translacional del VHIO, en España.

 

El cáncer de mama puede clasificarse a nivel molecular en cuatro subtipos: Luminal A, Luminal B, HER2-enriquecido (HER2-E) y el tipo basal-like. Entre ellos existen grandes diferencias en cuanto a incidencia, supervivencia y respuesta a los distintos tratamientos. Hasta ahora, los resultados de los análisis de los tumores sugerían que el subtipo molecular no cambiaba de forma sustancial al producirse la metástasis.

 

[Img #43178]

 

De izquierda a derecha: Aleix Prat, Roger Gomis y Juan Miguel Cejalvo. (Foto: Francesc Avia - Hospital Clínic)

 

Para el estudio publicado en Cancer Research, se analizaron muestras de 123 pacientes procedentes de un ensayo del GEICAM, Grupo de Investigación en Cáncer de Mama, y de los hospitales Clínic de Barcelona, Clínico de Valencia, Vall d’Hebron y del AO-Papardo de Messina (Italia). Los investigadores estudiaron los cambios genómicos en 105 genes a nivel del RNA entre el tumor inicial y las metástasis.

 

Observaron que, aunque en la mayor parte de los casos el subtipo molecular se mantiene cuando aparece la metástasis, no ocurre así en un subtipo concreto, el Luminal A. En este caso, cuando aparece la metástasis, se convierte en Luminal B o HER2-E en el 55% de los casos. “Estos tumores Luminales A que dejan de serlo en la metástasis han perdido su sensibilidad a los tratamientos antiestrogénicos y, en este contexto, habrá que buscar otras opciones terapéuticas”, explica Juan Miguel Cejalvo, primer autor.

 

Por otro lado, este estudio describe por primera vez que cuanto más tiempo pasa entre el diagnóstico del tumor primario y la aparición de la metástasis, más agresivo es el cáncer. “El estudio tiene implicaciones importantes ya que indica que en cáncer de mama es clave biopsiar y analizar a nivel genómico la metástasis para caracterizar bien el tumor y determinar si ha habido un cambio en su biología y, por lo tanto, en su comportamiento”, afirma Aleix Prat, investigador principal del trabajo.

 

“Este análisis nos ayudará a escoger el tratamiento más adecuado y a predecir mejor la supervivencia de las pacientes con enfermedad metastásica. También abre la puerta a llevar a cabo ensayos clínicos con nuevos fármacos en base a la biología de la metástasis y no del tumor primario, como se hace en la actualidad”, concluye. (Fuente: IDIBAPS)

Quizá también puedan interesarle estos enlaces...

Copyright © 1996-2017 Amazings® / NCYT® | (Noticiasdelaciencia.com / Amazings.com). Todos los derechos reservados.
Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Todos los textos y gráficos son propiedad de sus autores. Prohibida la reproducción total o parcial por cualquier medio sin consentimiento previo por escrito.
Excepto cuando se indique lo contrario, la traducción, la adaptación y la elaboración de texto adicional de este artículo han sido realizadas por el equipo de Amazings® / NCYT®.

Amazings® / NCYT® • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados - Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Powered by FolioePress