Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Tienes activado un bloqueador de publicidad

Intentamos presentarte publicidad respetuosa con el lector, que además ayuda a mantener este medio de comunicación y ofrecerte información de calidad.

Por eso te pedimos que nos apoyes y desactives el bloqueador de anuncios. Gracias.

Continuar...

Martes, 25 abril 2017
Política Científica

Mensajes de la primera marcha global por la ciencia

Por primera vez personas de todo el mundo se han unido para defender "una ciencia sólida, basada en evidencias, que ayuden a todos, desde los políticos y ejecutivos hasta los padres, educadores y estudiantes a tomar decisiones razonadas que mejoren nuestras vidas".

 

La cita ha sido este sábado 22 de abril en la Marcha por la Ciencia, con un acto central en Washington DC, pero con marchas satélites en medio millar de ciudades de todo el mundo, incluidas varias españolas.

 

El objetivo de la March of Science y su legado es "defender una ciencia, comunicada públicamente y financiada de forma robusta, como pilar de la libertad y la prosperidad humanas", explican los organizadores en su web, donde señalan: "Nos juntamos como un grupo diverso, no partidista, para demandar una ciencia que defienda el bien común y para que los líderes políticos y legisladores promulguen políticas basadas en la evidencia y de interés público".

 

Un investigador español del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT), que prefiere no dar su nombre, coincide en señalar: "Los científicos somos conscientes de que las decisiones políticas en cuestión de ciencia van más allá de lo meramente científico y tienen un impacto, a través de la ciencia, en la sociedad en que vivimos y en el futuro de las próximas generaciones".

 

"Evidentemente esta iniciativa se está focalizando en la nueva administración en EEUU –añade–, y en el impacto que su política en ciencia pueda tener para el futuro, por ejemplo de cara al cambio climático, la escasez de alimentos, la búsqueda de nuevos recursos energéticos, etc. Sin embargo, aunque eso es cierto, creo que hay que tener en cuenta que la idea de la marcha va mucho más allá de una protesta por la nueva política en EEUU: tiene un carácter general".

 

[Img #43252]

 

Miles de personas se reunieron bajo el cielo nublado de Washington DC durante la Marcha por la Ciencia, en la que también participó el presentador y divulgador científico Bill Nye. (Foto: EFE)

 

Por encima de las críticas a la administración Trump por sus propuestas y los recortes en investigación, la March of Science ha sido una celebración por la ciencia. Los miles de personas que acudieron a la manifestación en la capital de EE UU la defendieron con todo tipo de mensajes, desde los que se lo tomaron con humor hasta los que, en el Día de la Tierra, también recordaron que de momento solo tenemos un planeta donde vivir.

 

Los carteles que se mostraron durante las marchas también han dejado claro que la ciencia no entiende de género. Para acabar con el famoso techo de cristal, que limita el ascenso de las mujeres en las carreras investigadoras y docentes, hay que promover un mensaje de igualdad desde la infancia, como demostró una niña desde la March of Science en Houston.

 

En algunas manifestaciones se incluyeron mensajes velados en contra de la política de inmigración de la administración estadounidense, una crítica que también llegó desde Europa. Por ejemplo, en la convocatoria de Ginebra (Suiza), se recordaba que el mismísimo Albert Einstein fue un refugiado.

 

Este movimiento para defender "el papel vital que desempeña la ciencia en nuestra salud, seguridad, economías y gobiernos", como defienden los organizadores de la Marcha por la Ciencia, ha llegado a todos los continentes. "Sin ciencia, solo es ficción", mostraba la pancarta de un manifestante en Sidney (Australia).

 

Incluso en la remota Antártida, los científicos, como los de la base alemana Neumayer, han participado en la March of Science para destacar la importancia de la ciencia en nuestra sociedad. Desde las gélidas regiones polares han recordado las palabras de Marie Curie: "En la vida no hay nada que temer, solo hay que comprender. Es hora de comprender más, para que podamos temer menos”. (Fuente: SINC)

Quizá también puedan interesarle estos enlaces...

Copyright © 1996-2017 Amazings® / NCYT® | (Noticiasdelaciencia.com / Amazings.com). Todos los derechos reservados.
Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Todos los textos y gráficos son propiedad de sus autores. Prohibida la reproducción total o parcial por cualquier medio sin consentimiento previo por escrito.
Excepto cuando se indique lo contrario, la traducción, la adaptación y la elaboración de texto adicional de este artículo han sido realizadas por el equipo de Amazings® / NCYT®.

Amazings® / NCYT® • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados - Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Powered by FolioePress