Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Tienes activado un bloqueador de publicidad

Intentamos presentarte publicidad respetuosa con el lector, que además ayuda a mantener este medio de comunicación y ofrecerte información de calidad.

Por eso te pedimos que nos apoyes y desactives el bloqueador de anuncios. Gracias.

Continuar...

Miércoles, 30 agosto 2017
Paleontología

El cráneo humano cambió con la alimentación rica en productos lácteos

La aparición de la ganadería, y en especial de los productos lácteos, tuvo un efecto pequeño pero medible sobre la forma de los cráneos humanos, según los resultados de un nuevo estudio.

 

Los numerosos humanos que antaño vivían de la caza y de la recolección de alimentos silvestres, y los poquísimos que hoy en día aún lo hacen, tienen que esforzarse más a la hora de masticar que las personas que viven de la ganadería y la agricultura, los cuales comen alimentos más blandos. Aunque estudios previos han relacionado la forma del cráneo con la agricultura y los alimentos más blandos, ha sido difícil determinar la extensión y la consistencia de estos cambios a una escala global.

 

El equipo de David Katz, Tim Weaver y Mark Grote, de la Universidad de California en Davis, Estados Unidos, utilizó una colección de 559 cráneos y 534 mandíbulas inferiores procedentes de más de dos docenas de poblaciones preindustriales de todas partes del mundo para modelar la influencia de la dieta en la forma, aspecto y tamaño del cráneo humano durante la transición a la agricultura.

 

Los autores del estudio hallaron cambios modestos pero medibles en la morfología del cráneo para grupos que consumían cereales, productos lácteos o las dos cosas a un tiempo.

 

[Img #45866]

 

El equipo del antropólogo David Katz midió puntos específicos (arriba) en cientos de calaveras para crear un modelo en forma de malla del cráneo y la mandíbula (abajo). Las rayas azules indican cambios en la forma del cráneo desde los cazadores-recolectores a los granjeros productores de alimentos lácteos. (Imagen: David Katz & Tim Weaver, UC Davis)

 

Los cambios más grandes en la morfología craneal se observaron en grupos que consumían productos lácteos, lo que sugiere que el efecto de la agricultura y la ganadería en dicha morfología fue mayor en poblaciones que consumían queso como parte significativa de su dieta.

 

Información adicional

Quizá también puedan interesarle estos enlaces...

Copyright © 1996-2017 Amazings® / NCYT® | (Noticiasdelaciencia.com / Amazings.com). Todos los derechos reservados.
Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Todos los textos y gráficos son propiedad de sus autores. Prohibida la reproducción total o parcial por cualquier medio sin consentimiento previo por escrito.
Excepto cuando se indique lo contrario, la traducción, la adaptación y la elaboración de texto adicional de este artículo han sido realizadas por el equipo de Amazings® / NCYT®.

Amazings® / NCYT® • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados - Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Powered by FolioePress