Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Tienes activado un bloqueador de publicidad

Intentamos presentarte publicidad respetuosa con el lector, que además ayuda a mantener este medio de comunicación y ofrecerte información de calidad.

Por eso te pedimos que nos apoyes y desactives el bloqueador de anuncios. Gracias.

Continuar...

Redacción
Jueves, 12 abril 2018
Psicología

La satisfacción de los ciudadanos con las políticas públicas es una cuestión de emociones

Un estudio de la Universidad de Alicante (España) analiza el rol de las emociones en la aceptación de políticas públicas. En concreto, los profesores del Departamento de Marketing de la UA Carla Rodríguez y Franco Sancho, junto a expertos de la University College de Dublín, han analizado uno de los procesos que más polémica ha despertado en la sociedad irlandesa: la introducción de una nueva tasa de agua (water charges) por parte del gobierno en el año 2015. Este hecho dio lugar a una de las más importantes protestas ciudadanas registradas en Irlanda, tanto que el gobierno eliminó el impuesto un año después.

 

Los resultados del trabajo han sido publicados en la revista científica British Journal of Social Psychology y en el periódico de mayor tirada de Reino Unido, en The Times.

 

 

Las principales conclusiones de este estudio exploratorio confirman que las emociones, principalmente negativas, influyen mucho más en la aceptación (o rechazo) de la política pública que los argumentos racionales, en este caso análisis de los riesgo y beneficios percibidos de la introducción de dicha tasa de agua. De todas las emociones positivas y negativas analizadas, la ira es la que tiene una mayor influencia.

 

“Se concluye que estas emociones venían influidas por la confianza general de las personas en el gobierno. Así, cuanto menor era la confianza en el gobierno, mayores eran las emociones negativas respecto a la introducción de la nueva política, y menor la aceptación de la política y viceversa”, explica la investigadora principal del estudio, Carla Rodríguez.

 

Generalmente la introducción de nuevas políticas puede provocar fuertes reacciones emocionales por parte del público. Sin embargo, la investigación sociopsicológica ha prestado poca atención a los determinantes afectivos de la aceptación de políticas a nivel individual.

 

[Img #50206]

 

Imagen de las protestas en Irlanda por la tasa del agua en 2015. (Foto: William Murphy)

 

Sobre la base de los avances teóricos y empíricos recientes en torno a las emociones y la toma de decisiones, los investigadores de la UA han evaluado cómo la confianza de las personas en el gobierno y las emociones integrales funcionan como antecedentes importantes de las evaluaciones cognitivas y la posterior aceptación de las políticas. “En una muestra de 505 ciudadanos irlandeses sujetos a la introducción de la tasa del agua las emociones fueron influenciadas por la confianza general de las personas en el gobierno”, apunta Rodríguez.

 

En definitiva, los hallazgos derivados de este trabajo sugieren que las emociones negativas y la falta de confianza pueden tener un impacto perjudicial en las discusiones sobre nuevas políticas. "Respecto a las evaluaciones cognitivas, los resultados indican que sería más útil si los decisores políticos se centrasen en resaltar y comunicar los beneficios de las políticas, en lugar de apuntar a reducir los costes públicos asociados", afirman los investigadores.

 

La confianza es clave para obtener la aprobación de nuevas políticas, ya que –como se deriva del estudio– “el comportamiento de los manifestantes irlandeses por la tasa del agua se impregnó de fuertes emociones negativas hacia el gobierno con pancartas que se referían a sentimientos de traición, frustración y decepción”.

 

“Un nivel general de confianza en los órganos de gobierno es determinante para la valoración afectiva y cognitiva de las personas así como para la aceptación de políticas específicas. Los legisladores harían bien en recordar que la confianza es difícil de ganar, pero se pierde fácilmente”, concluye Carla Rodríguez. (Fuente: Universidad de Alicante)

Quizá también puedan interesarle estos enlaces...

Copyright © 1996-2017 Amazings® / NCYT® | (Noticiasdelaciencia.com / Amazings.com). Todos los derechos reservados.
Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Todos los textos y gráficos son propiedad de sus autores. Prohibida la reproducción total o parcial por cualquier medio sin consentimiento previo por escrito.
Excepto cuando se indique lo contrario, la traducción, la adaptación y la elaboración de texto adicional de este artículo han sido realizadas por el equipo de Amazings® / NCYT®.

Amazings® / NCYT® • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados - Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Powered by FolioePress