Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Viernes, 16 marzo 2012
Bioquímica

Desentrañando los secretos del resveratrol

Enviar por email

En un hallazgo que probablemente pondrá punto y final al debate científico en torno al resveratrol, unos investigadores han identificado cómo este compuesto puede producir beneficios para la salud.

El resveratrol es una de las muchas sustancias químicas, llamadas polifenoles, que se forman de modo natural en vegetales. Se encuentra en uvas, cacahuetes, moras, y arándanos, así como en piceas, eucaliptos, y otros vegetales (no todos comestibles). El vino tinto es rico en resveratrol, y el vino blanco también tiene cierta cantidad. El resveratrol ha despertado muchas expectativas en los últimos años, algunas infundadas, relacionadas con diversos efectos beneficiosos para la salud, y hasta la capacidad de retardar algunos cambios vinculados al envejecimiento.

El nuevo estudio lo han realizado expertos de los Institutos Nacionales estadounidenses de Salud, la Universidad de California en Davis, la de Carolina del Norte en Chapel Hill, el Centro Médico del Sudoeste (dependiente de la Universidad de Texas), la Universidad Nacional Sun Yat-Sen en China, el Centro Médico Universitario de Utrecht en los Países Bajos, y la empresa estadounidense Emerald BioStructures.

Los resultados de la investigación aclaran muchas cuestiones referidas a la bioquímica del resveratrol que hasta ahora eran objeto de controversia, y preparan el camino para desarrollar nuevos medicamentos basados en el resveratrol. La sustancia ha recibido un interés significativo por parte de las compañías farmacéuticas por su aparente potencial para combatir la diabetes tipo 2, el Mal de Alzheimer, enfermedades cardiacas, inflamación, etc.

[Img #7237]
El equipo del Dr. Jay H. Chung, Jefe del Laboratorio de Investigación de la Obesidad y el Envejecimiento en el Instituto Nacional estadounidense de Corazón, Pulmón y Sangre, ha presentado ahora evidencias de que el resveratrol no activa directamente a la sirtuína 1, una proteína asociada con el envejecimiento. Los investigadores han constatado que el resveratrol inhibe ciertos tipos de proteínas llamadas fosfodiesterasas, enzimas que ayudan a regular la energía celular.

Chung advierte que debido a que el resveratrol en su forma natural interactúa con muchas proteínas, no sólo las fosfodiesterasas, podría causar efectos adversos todavía desconocidos por la ciencia, especialmente con su uso a largo plazo. También señala que los niveles de resveratrol presentes en el vino u otros alimentos, probablemente no sean lo bastante altos como para producir beneficios o problemas de salud significativos. A causa de todo esto, se necesita investigar más para desarrollar fármacos lo bastante eficaces basados en el resveratrol. Los resultados de este nuevo estudio abren ya algunos caminos bastante claros.


Copyright © 1996-2014 Amazings® / NCYT® | (Noticiasdelaciencia.com / Amazings.com). Todos los derechos reservados.
Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Todos los textos y gráficos son propiedad de sus autores. Prohibida la reproducción total o parcial por cualquier medio sin consentimiento previo por escrito.
Excepto cuando se indique lo contrario, la traducción, la adaptación y la elaboración de texto adicional de este artículo han sido realizadas por el equipo de Amazings® / NCYT®.

Amazings® / NCYT® • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2014 • Todos los derechos reservados - Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Powered by FolioePress