Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Tienes activado un bloqueador de publicidad

Intentamos presentarte publicidad respetuosa con el lector, que además ayuda a mantener este medio de comunicación y ofrecerte información de calidad.

Por eso te pedimos que nos apoyes y desactives el bloqueador de anuncios. Gracias.

Continuar...

Martes, 22 mayo 2012
Medicina

El importante papel del corazón en el equilibrio energético del cuerpo

Se ha demostrado por primera vez que el corazón puede regular el equilibrio energético del cuerpo, un hallazgo que podría conducir a tratamientos más efectivos para la obesidad, la diabetes, las enfermedades cardiacas, y otras dolencias relacionadas.

La obesidad, las enfermedades cardiovasculares y la diabetes afectan a mucha gente en las naciones industrializadas. Sólo en Estados Unidos, esa cifra asciende a decenas de millones de personas, según los Centros estadounidenses para el Control y Prevención de Enfermedades.

Usando ratones alimentados con una dieta rica en grasas, un equipo de investigadores del Centro Médico del Sudoeste, dependiente de la Universidad de Texas, ha encontrado que la manipulación de una vía genética, específica del corazón, previene la obesidad y protege contra los cambios perniciosos del azúcar en la sangre asociados a la diabetes tipo 2.

El equipo de los doctores Eric Olson y Chad Grueter usó ratones modificados genéticamente y un fármaco experimental para manipular los niveles de dos moléculas reguladoras en el corazón. Los científicos encontraron que la MED13, una parte crucial de una vía genética en el corazón, controla el metabolismo a escala corporal, mientras que la miRNA-208a, un microARN específico del corazón, inhibe la acción de la MED13.

[Img #8224]
Los ratones cuyos niveles de MED13 fueron incrementados genéticamente o mediante un fármaco estaban delgados y exhibían un mayor gasto energético. En contraste, los ratones que fueron modificados genéticamente para que no tuvieran MED13 en el corazón mostraban una mayor propensión a la obesidad provocada por la dieta. Estos ratones también tenían un metabolismo anormal del azúcar en sangre y otros cambios similares a los típicos de un grupo de trastornos llamado síndrome metabólico, que está vinculado al desarrollo de enfermedad arterial coronaria, derrames cerebrales y diabetes tipo 2.

En la investigación también han trabajado Brett A. Johnson, Susan DeLeon, Lillian Sutherland, Xiaoxia Qi, Laurent Gautron, Joel Elmquist, Rhonda Bassel-Duby, y Eva van Rooij.


Copyright © 1996-2017 Amazings® / NCYT® | (Noticiasdelaciencia.com / Amazings.com). Todos los derechos reservados.
Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Todos los textos y gráficos son propiedad de sus autores. Prohibida la reproducción total o parcial por cualquier medio sin consentimiento previo por escrito.
Excepto cuando se indique lo contrario, la traducción, la adaptación y la elaboración de texto adicional de este artículo han sido realizadas por el equipo de Amazings® / NCYT®.

Amazings® / NCYT® • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados - Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Powered by FolioePress