Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Tienes activado un bloqueador de publicidad

Intentamos presentarte publicidad respetuosa con el lector, que además ayuda a mantener este medio de comunicación y ofrecerte información de calidad.

Por eso te pedimos que nos apoyes y desactives el bloqueador de anuncios. Gracias.

Continuar...

Jueves, 15 noviembre 2012
Medicina

Posible tratamiento para impedir un fenómeno que puede causar insuficiencia cardiaca

Un ataque al corazón o problemas cardiacos como la hipertensión arterial, a menudo conducen a un crecimiento excesivo de tejido en el corazón, lo que posteriormente suele desembocar en más problemas cardiacos.

Dos pequeñas moléculas de ARN, concretamente los microARNs denominados miR-212 y miR-132, ejercen un papel clave en este crecimiento pernicioso en ratones, como ha descubierto ahora un equipo de investigación de la Escuela Médica de Hannover y el Instituto Max Planck para Química Biofísica en Gotinga, ambas instituciones en Alemania.

Cuando estos científicos inhibieron una de esas dos moléculas específicas, fueron capaces de proteger al roedor contra el crecimiento cardiaco patológico y la posterior insuficiencia cardiaca.

Con este hallazgo, los científicos esperan tener la capacidad de desarrollar enfoques terapéuticos que puedan proteger a los humanos contra diversas formas de insuficiencia cardiaca.

La insuficiencia cardiaca es un problema de salud muy extendido. Tan sólo en Alemania, hay alrededor de 1,8 millones de personas afectadas.

Una causa de la insuficiencia cardiaca puede ser el crecimiento excesivo de tejido cardiaco. Éste puede producirse cuando el corazón está sometido de modo permanente a una carga excesiva de esfuerzo, por ejemplo, debido a hipertensión arterial crónica o por un defecto valvular cardiaco. Con el fin de aumentar el rendimiento del bombeo, el tejido muscular cardiaco se amplia, pero esto provoca también problemas, que pueden conducir a insuficiencia cardiaca.

[Img #10618]
El equipo de Kamal Chowdhury, Thomas Thum, Ahmet Ucar y Shashi K. Gupta, ha realizado diversos experimentos que corroboran el papel del miR-212 y el miR-132.

En uno de los experimentos más esperanzadores, los científicos pudieron proteger a los ratones contra la enfermedad. Cuando les dieron una sustancia que inhibe selectivamente al microARN-132, no se produjo crecimiento cardiaco patológico, incluso cuando los corazones de estos ratones fueron sometidos a estrés.

Todo apunta, por tanto, a que estos científicos han dado con un enfoque molecular para el tratamiento del crecimiento cardiaco patológico y de la insuficiencia cardiaca, en ratones, tal como aventura el Dr. Thum. Ahora, él y sus colegas confían en lograr desarrollar tratamientos específicos que puedan impedir ese crecimiento patológico de tejido en el corazón humano.

Información adicional



Copyright © 1996-2017 Amazings® / NCYT® | (Noticiasdelaciencia.com / Amazings.com). Todos los derechos reservados.
Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Todos los textos y gráficos son propiedad de sus autores. Prohibida la reproducción total o parcial por cualquier medio sin consentimiento previo por escrito.
Excepto cuando se indique lo contrario, la traducción, la adaptación y la elaboración de texto adicional de este artículo han sido realizadas por el equipo de Amazings® / NCYT®.

Amazings® / NCYT® • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados - Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Powered by FolioePress