Miércoles, 13 marzo 2013
Antropología

Ciertos rasgos humanos de Asia Oriental surgieron hace 31.000 años

Enviar por email

Trabajando con el primer modelo animal de evolución humana históricamente reciente, se ha determinado que una sola mutación produjo varios rasgos comunes en los pueblos de Asia oriental, desde cabello más grueso hasta glándulas sudoríparas más densas.

Tras modelar la propagación de la mutación a través de Asia y Norteamérica, también se ha llegado a la conclusión de que la mutación probablemente surgió hace 31.000 años en lo que hoy es China central. Concretamente, los modelos digitales sugieren que eso sucedió en algún momento del periodo comprendido hace entre 13.175 años y 39.575 años, siendo la estimación más probable la de hace 30.925 años.

Todo apunta a que la mutación surgió antes de la migración desde Asia de los colonos que darían lugar a los nativos americanos, quienes también son portadores de la misma mutación.

La versión del gen EDAR, común en las gentes de Asia oriental, otorga un conjunto de características que incluyen el cabello más grueso y una mayor densidad de glándulas sudoríparas.

[Img #12480]
El equipo internacional de investigadores, dirigido por especialistas de la Universidad de Harvard en Boston, el Hospital General de Massachusetts, y el Instituto Broad (dependiente del MIT y de la Universidad de Harvard), todas ellas instituciones estadounidenses, así como la Universidad Fudan en China, y el University College de Londres en el Reino Unido, también ha demostrado que cuando la versión del este asiático del gen humano se inserta en un ratón, éste muestra muchos de los mismos rasgos que en los humanos están asociados a esa versión del gen.

Los resultados de la investigación sugieren que diferentes características pudieron estar bajo una notable selección natural en diferentes momentos de la historia humana. La elevada cantidad de efectos que puede tener la mutación complica aún más las cosas. Los cambios en las glándulas sudoríparas pudieron conferir una ventaja en climas nuevos, pero los cambios en el pelo y en las glándulas mamarias pudieron proporcionar otras ventajas en ocasiones distintas.

Información adicional



Copyright © 1996-2014 Amazings® / NCYT® | (Noticiasdelaciencia.com / Amazings.com). Todos los derechos reservados.
Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Todos los textos y gráficos son propiedad de sus autores. Prohibida la reproducción total o parcial por cualquier medio sin consentimiento previo por escrito.
Excepto cuando se indique lo contrario, la traducción, la adaptación y la elaboración de texto adicional de este artículo han sido realizadas por el equipo de Amazings® / NCYT®.

Amazings® / NCYT® • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2014 • Todos los derechos reservados - Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
POWERED BY FOLIOePRESS