Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Tienes activado un bloqueador de publicidad

Intentamos presentarte publicidad respetuosa con el lector, que además ayuda a mantener este medio de comunicación y ofrecerte información de calidad.

Por eso te pedimos que nos apoyes y desactives el bloqueador de anuncios. Gracias.

Continuar...

Martes, 1 abril 2014
Astronáutica

Gran Enciclopedia de la Astronáutica (293): American Astronautical Society

American Astronautical Society

Asociación; País: EEUU; Nombre nativo: AAS

Durante varias décadas, y en varios países del mundo, surgieron nuevas asociaciones dedicadas a la promoción y la divulgación de la astronáutica y el vuelo espacial, incluso antes de que éste fuera posible. Una de las que posteriormente destacaría por su importancia y número de asociados nació en 1954, en Estados Unidos. Su origen, sin embargo, se hallaría en la creación de otra asociación más modesta, un par de años antes.

Intentando imitar el trabajo y la dedicación de la ya por entonces famosa British Interplanetary Society (BIS), uno de los trabajadores del Staten Island Museum, Hans J. Behm, propuso crear una sociedad parecida de índole local. Behm pertenecía a la BIS, y había alcanzado el título de “Fellow” en 1952. Dispuesto a divulgar la astronáutica y lo que se hiciera en su país en la materia, organizó el 2 de abril de 1952 una reunión para estudiar la creación de la  citada asociación, que se dedicaría a investigar las posibilidades futuras del vuelo interplanetario. Es decir, su principal objetivo serían los viajes hacia otros planetas. El evento fue publicitado en el diario local y a la reunión acudieron varias personas, además de recibirse muestras de apoyo e incluso donaciones. La nueva Staten Island Interplanetary Society inició su andadura con 11 miembros, y su creación mereció un cierto seguimiento en la prensa nacional. Ya existía la American Rocket Society (ARS), pero ésta se dedicaba sobre todo a los aspectos prácticos de la cohetería, y no tanto a la divulgación, de modo que la SIIS tendría un campo amplio en el que dedicar sus esfuerzos. Además, buscaría ayudar a diseñar un programa espacial nacional, y combatiría la información ufológica. Uno de los miembros más activos, James H. Rosenquist, vio sin embargo muy pronto que la visibilidad de la SIIS sería limitada por su carácter local, y que debería reorganizarse en algo mucho más grande. Así pues, Rosenquist y Behm trasladaron sus actividades a la ciudad de Nueva York, en busca de nuevos asociados, con la esperanza de crear una sociedad de carácter nacional.

En verano de 1953, recibieron el apoyo del director del Hayden Planetarium, Joseph Chamberlain, y con ello se determinó organizar una nueva reunión en el American Museum of Natural History, el 20 de noviembre. Fueron invitadas 150 personas, incluyendo miembros estadounidenses de la BIS británica y de la ARS. El resultado fue muy esperanzador y el 11 de diciembre se empezaban a crear los primeros comités de trabajo para preparar los estatutos y reglamentos, que se presentaron el 22 de enero de 1954. Ese día nacía la American Astronautical Society, presidida por Behm, aunque aún no recibiría ese nombre. Un total de 37 personas fueron los miembros fundadores. El 3 de febrero de 1954, además, se presentaron planes para crear una publicación, que se llamaría Astronautics, a propuesta del conocido divulgador Martin Caidin, quien sería su primer editor. El 17 de febrero, la AAS quedaba registrada en el estado de Nueva York.

[Img #19083]
Durante los siguientes años, la asociación crecería con el devenir de los tiempos, impulsada por el programa espacial del país, que lanzó sus primeros satélites y que incluso llevó astronautas hasta la Luna. Entre otras actividades, la AAS organizaba anualmente al menos dos reuniones principales (el Goddard Memorial Symposium y el Annual Meeting), así como otras menos importantes pero igualmente interesantes. Pero a mediados de los años 70, el número de miembros bajó mucho, como si la astronáutica hubiera perdido su popularidad. Para luchar contra esta situación, la AAS puso en marcha planes ambiciosos, y buscó abrirse más a la sociedad. Se aumentaron los esfuerzos divulgativos, que contaron con personajes como Isaac Asimov, y se colaboró con el AIAA para organizar conferencias sobre astrodinámica. Además, se inició en 1977 una serie de publicaciones llamada AAS History Series, dedicada a publicar trabajos de investigación sobre la historia de la astronáutica mundial.

En los años 80, la AAS modificó sus intereses en función de las últimas tendencias, como la industrialización del espacio. En 1981, con el despegue del Columbia, se había reavivado el interés por la astronáutica, lo que elevó el número de asociados. Asimismo, se empezaron a celebrar simposios dedicados a temas militares, si bien estarían clasificados y no aceptarían al gran público. Eso trajo a un nuevo tipo de seguidores y a personal del Gobierno.
A mediados de los años 80, empezaron a mejorarse las actividades internacionales y se establecieron nuevos lazos con otros países. Se hicieron visitas a China, por ejemplo, y se plantearon reuniones con representantes chinos y japoneses. A finales de los 80, esta actividad internacional se amplió con los países latinoamericanos, donde se abrieron algunas secciones locales. Además, se modificaron los estatutos para que la AAS pudiera presentar propuestas sobre temas espaciales ante los órganos políticos, manteniendo su carácter de organización sin ánimo de lucro.

Poco después, se modificó el boletín que publicaba la AAS, convirtiéndolo en la revista Space Times, con artículos de interés general. Para entonces, la sociedad mantenía un número estable de miembros de entre 1.400 y 1.500 personas, con mucho apoyo de la industria espacial.

En los años 90, en cambio, la población no estaba tan interesada en el espacio y ello se hizo notar. Debido a eso, se organizaron nuevas actividades, becas y premios, que se prodigarían durante las siguientes dos décadas.

La AAS celebró su 60 aniversario en 2014, y mantiene unos 1.400 miembros, así como 48 patrocinadores industriales e institucionales. Muchos de ellos viven fuera de Estados Unidos, y todos pertenecen a un amplio abanico de profesiones e intereses. La Sociedad sigue luchando por promocionar la astronáutica y mirando hacia el futuro, intentando colaborar en lo posible para que esta ciencia sea más conocida y se desarrolle aún más.









Noticias relacionadas

Copyright © 1996-2017 Amazings® / NCYT® | (Noticiasdelaciencia.com / Amazings.com). Todos los derechos reservados.
Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Todos los textos y gráficos son propiedad de sus autores. Prohibida la reproducción total o parcial por cualquier medio sin consentimiento previo por escrito.
Excepto cuando se indique lo contrario, la traducción, la adaptación y la elaboración de texto adicional de este artículo han sido realizadas por el equipo de Amazings® / NCYT®.

Amazings® / NCYT® • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados - Depósito Legal B-47398-2009, ISSN 2013-6714 - Amazings y NCYT son marcas registradas. Noticiasdelaciencia.com y Amazings.com son las webs oficiales de Amazings.
Powered by FolioePress